HEROÍNA

LA HEROÍNA

¿QUÉ ES LA HEROÍNA?

La heroína es una droga opioide, ilegal, muy adictiva y su consumo tiene repercusiones que se extienden más allá de la persona que la consume.

Las consecuencias sociales por consumo de heroína, los problemas en el entorno familiar, laboral y educativo y los trastornos que provoca su consumo, tienen un impacto devastador en el organismo cobra miles de muertes cada año.

Al igual que muchas otras enfermedades crónicas, el trastorno por el consumo de heroína es tratable. Existen medicamentos asociados y certificados para tratar este trastorno y reducen el deseo, los síntomas de abstinencia, que combinados con un tratamiento psicológico, permite una mejor rehabilitación por heroína.

EFECTOS DE LA HEROÍNA

Los efectos de la heroína puede variar en función del consumo. Los efectos iniciales son desagradables, con náuseas y vómitos, pero inmediatamente es sustituida por una intensa sensación de placer, con euforia, sensación de bienestar y sedación.

Los principales efectos del consumo de heroína en el organismo son: adelgazamiento, estreñimiento, caries, anemia, insomnio, inhibición del placer sexual, problemas pulmonares, problemas ginecológicas como la amenorrea, e diversas infecciones como hepatitis, endocarditis, etc. asociadas al estilo de vida del consumidor y el tipo de  consumo.

Se identifican riesgos psicológicos diversos como alteraciones en la personalidad, problemas de memoria, ansiedad, depresión, etc. 

La dependencia genera consecuencias negativas en todos los ambitos de la vida diaria del consumidor.

EFECTOS DE LA HEROÍNA A CORTO PLAZO 

Los opioides actúan en muchas áreas del cerebro y el sistema nervioso

  • La heroína debilita la respiración y modifica la frecuencia cardíaca al modificar la actividad neuroquímica en el tronco del encéfalo.
  • Los opioides como la heroína pueden alterar la actividad en el sistema límbico, sistema que controla las emociones.
  • Los opioides inhiben los mensajes de dolor que se transmiten desde el cuerpo al cerebro a través de la médula espinal.

adicción a la heroína

SÍNDROME DE ABSTIENENCIA DE LA HEROÍNA

A los consumidores de esta droga les aparece el conocidos síndrome de abstinencia de heroína. Ansiedad e insomnio, además de malestar general con incluso fiebre, son algunos de los conocidos síntomas que genera la abstinencia. Otros síntomas más duros son lagrimeo, sudoración, debilidad, secreción nasal, insomnio, náuseas y vómitos, diarrea, dolores musculares, fiebre, y fuerte ansiedad.

El mono por consumir heroína es de los más exagerados, aunque los síntomas suelen desaparecer en una semana aproximadamente.

TRATAMIENTO DESINTOXICACIÓN DE HEROÍNA