TRATAMIENTO ALCOHOLISMO

El tratamiento de adicción al alcohol, conocido como tratamiento de alcoholismo o terapias para alcohólicos, es un proceso que requiere una desintoxicación y deshabituamiento de alcohol. Normalmente también suele conllevar un síndrome de abstinencia del alcohol. Veremos algunos síntomas e información sobre como tratar el alcoholismo, pero recomendamos de primera mano que un centro de desintoxicación de alcoholismo que funciona, como Clínicas CITA que ha demostrado serlo.

Si quiere información sobre alcoholismo haz clic aquí: INFORMACIÓN ALCOHOLISMO

ADICCIÓN AL ALCOHOL

Cuando hablamos de la adicción al alcohol hablamos del trastorno por consumo y abuso del alcohol. Este trastorno acaba siendo una enfermedad que genera adicción y que en muchas ocasiones acabo siendo una causa de ingreso en un centro de adicciones.

TRASTORNO POR CONSUMO DE ALCOHOL

Un trastorno por consumo de alcohol se debe daño físico y psicológico que causa beber alcohol. El consumo abusivo de alcohol genera dependencia y puede comportar enfermedades. El trastorno de alcohol produce ansiedad e irritabilidad, además de cambio en la actitud de descontrol hacia la bebida y un consumo compulsivo sin medida.

tratamiento alcoholismo

SÍNDROME DE ABSTINENCIA DEL ALCOHOL

La abstinencia del alcohol es un proceso por el cual se hecha de menos beber alcohol y el cuerpo se resiente, se ha habituado y te pide que consumas. En el caso de esta sustancia se conoce como abstinencia del alcohol. Los primeros síntomas del alcohol se reconocen rápidamente por esta sensación, además de la depresión alcohólica.

DESINTOXICACIÓN DEL ALCOHOL

Para realizar un buen tratamiento de deshabituación del alcohol es necesario un proceso de desintoxicación. La desintoxicación del alcohol es fundamental como inicio del tratamiento ya que un cuerpo limpio consigue mejores resultados. No obstante, también es un momento muy difícil de superar pues aparece el síndrome de abstinencia alcohólica y es difícil combatir las ganas de consumo que nuestro cuerpo reclama.

REHABILITACIÓN DEL ALCOHOL

Mayoritariamente, las personas consumidoras de alcohol con trastorno pueden desintoxicarse y rehabilitarse con un tratamiento de alcoholismo. Las terapias de alcohol suelen incluir medicamentos y terapias de conductas para el deshabituamiento.

El conocido método de Acohólicos Anónimos es un beneficio para los alcohólicos. Es muy recomendable realizar el tratamiento mediante terapias grupales de adictos al alcohol pues genera buenos resultados. En los centro de desintoxicación de alcohólicos como CITA, la mayoría de pacientes dejan el alcohol mediante tratamientos individuales y grupales que funcionan y se adaptan al paciente.

Para los pacientes que necesitan un tratamiento inmediato, CITA pone a disposición del paciente alcohólico un centro de rehabilitación residencial con un tratamiento de alcoholismo estructurado para dejar de beber. Los trastornos suelen desaparecer mediante las terapias y tratamientos con psicólogos y médicos para adictos al alcohol.

TRATAMIENTO DEL ALCOHOLISMO CON MEDICAMENTOS

Para el tratamiento de alcoholismo suelen utilizarse tres medicamentos aprobados para tratar el trastorno por consumo de alcohol. Estos medicamentos no curan el alcoholismo sino que sirven como base para el tratamiento:

  • Disulfiram: Causa náuseas y enrojecimiento de la piel cada vez que bebe alcohol. Ayudar a al paciente a dejar el alcohol.
  • Acamprosato: Ayuda a evitar el consumo de alcohol posteriormente de la rehabilitación habiendo dejado de beber.
  • Naltrexona: Bloquea los receptores en el cerebro que le hacen sentir bien cuando bebe alcohol. Puede reducir la ansiedad de beber. Se utiliza par reducir y controlar el consumo.

Estos medicamentos deben estar justificados por un médico especialista. No son adictivos, por tanto no pueden generar un reemplazo de adicción al alcohol por otra adicción.

PSICOTERAPIA PARA TRATAR EL TRASTORNO POR CONSUMO DE ALCOHOL

Se debe tratar al paciente con un profesional de la salud para identificar que ayude a cambiar ciertos comportamientos que lo conducen a consumir alcohol y a abusar de él. La psicoterapia con el alcoholismo es esencial.

  • Psicoterapia cognitivo-conductual identifica sentimientos y situaciones que podrían conducir a un consumo excesivo de alcohol. Esta terapia pretende enseñar habilidades al paciente para combatir la necesidad de alcohol. También se le enseña a manejar el estrés y cómo controlar los pensamientos que le llevan a beber. La terapia cognitivo-conductual puede hacerse en grupo o individualmente.
  • Psicoterapia motivacional (o terapia de estímulo de la motivación) ayuda a construir y fortalece la mente del paciente para eliminar su hábito de beber. Esta terapia suele organizarse en cuatro sesiones en un corto período de tiempo. Se identifican los pros y los contras de consumir y rehabilitarse del alcohol. Finalmente el paciente y terapeuta crean un plan para cambiar el hábito con el alcohol. Una vez acabado el tratamiento, se hacen terapias con menos frecuencia para motivar y controlar el cumplimiento del plan.

Otros tipos de terapias que ayudan como tratamiento son:

  • La consejería matrimonial y familiar; Esta terapia suele ayudar a reparar y mejorar sus relaciones familiares. Los estudios han demostrado que un apoyo familiar fuerte puede ayudarle a mantener lejos del alcohol al paciente.
  • Las intervenciones breves son sesiones de consejería cortas, individuales o en grupos pequeños. Paciente y terapeuta hablan de hábitos de consumo y riesgos potenciales. El terapeuta le ayuda durante el proceso a cambiar el hábito.

UN TRATAMIENTO EFECTIVO

La mayoría de pacientes suelen realizar un tratamiento para dejar el alcohol y con buenos resultados. La experiencia en Clínicas CITA nos dice que un gran número de pacientes consiguen dejar de beber alcohol. Pero también aseguran los ex pacientes que no es un proceso fácil pues la recaída puede aparecer. La recaída es cuando vuelves a beber sin poder resistir.

Durante la recaída se vuelve a motivar al paciente pues un retroceso temporal, y se debe seguir trabajando para la rehabilitación completa. La recaída no es sinónimo de fracaso, sino de que el tratamiento debe seguir inmediatamente para aprender a solventar la situación que le ha hecho recaer.